El Holocausto

Principales Entadas Enciclopédicas

Himmler, Heinrich
(1900-1945)

Jerarca supremo de las SS y jefe de la policía alemana, arquitecto de la “Solución Final” y uno de los principales asesores de Hitler. Junto a él, se convirtió en el hombre más poderoso de la Alemania nazi.
Nació en Munich en el seno de una familia católica de clase media. A los 17 años se enroló en el ejército, pero no participó en combates durante la Primera Guerra Mundial. Estudió agricultura y economía en la Escuela de Tecnología de Munich. Durante la década del ’20 trabajó como vendedor y como criador de aves, y se enroló en el recién establecido Partido Nazi.
En 1923 participó en el fallido intento de Hitler de tomar el gobierno de Bavaria. Posteriormente se unió a una organización terrorista dirigida por un aliado de Hitler, Ernst Röhm. En 1925 se incorporó a las SS, que en ese momento consistían en un grupo de 200 hombres que actuaban como guardaespaldas de Hitler. En 1929 Heinrich Himmler tomó el control de la organización, y bajo su mando las SS se transformaron en el factor dominante del imperio nazi, responsables principales del exterminio del judaísmo europeo.
Cuando Hitler llegó al poder en enero de 1933, Heinrich Himmler fue designado presidente de la policía en Munich y jefe de la policía política de Bavaria. Esto le dio autoridad para engrosar las filas de las SS, organizar el Servicio de Seguridad (SD) bajo la conducción de su protegido Reinhard Heydrich, y finalmente desbaratar las Tropas de Asalto (SA), un grupo nazi rival. En ese mismo año Heinrich Himmler estableció el primer campo de concentración en Dachau. Continuó ascendiendo rápidamente y se convirtió en comandante de toda la fuerza policial del Reich: Reichsführer (comandante nacional) de las SS y jefe de la Policía alemana. En noviembre de 1938 organizó el pogrom conocido comoKristallnacht - Noche de los Cristales.
En octubre de 1939, poco después de que estallara la Segunda Guerra Mundial, Heinrich Himmler fue designado Comisario del Reich para el Fortalecimiento de la Nacionalidad Alemana, y se le otorgó el control de la recientemente ocupada Polonia, cuyos habitantes polacos y judíos debían ser reemplazados por alemanes étnicos. En 1941 ejercía plena autoridad sobre los campos de exterminio y de concentración en Polonia, la totalidad de la fuerza policial, los servicios de inteligencia, la administración política en los territorios ocupados y las formaciones armadas de las Waffen-SS. Al convertirse en Ministro del Interior en 1943, también quedaron a su cargo el poder judicial y la administración pública.
Heinrich Himmler consagró su poder casi ilimitado, su característica eficiencia y su total falta de principios morales a lograr la pureza racial en Europa. Estaba convencido de que los arios pertenecían a una raza superior destinada a gobernar a las razas inferiores, la cual corría peligro de ser contaminada por los judíos, por lo cual éstos debían ser aniquilados. Con ese fin estableció campos de concentración y de exterminio; ordenó que se realizaran experimentos médicos sobre prisioneros judíos y otros seres “inferiores”; explotó brutalmente a los reclusos en trabajos forzados y promovió leyes especiales de matrimonio e instituciones de acoplamiento sexual destinadas a la gestación de arios perfectos.
Al acercarse el fin de la guerra, Heinrich Himmler tomó conciencia de que los alemanes serían derrotados. En ese entonces intentó congraciarse con los Aliados, al mismo tiempo que continuaba combatiendo en el Este. Ocultó las evidencias del exterminio masivo y permitió que varios centenares de prisioneros de los campos fueran transferidos a Suecia. Intentó encarar negociaciones de paz a través del conde Folke Bernadotte, que encabezaba la Cruz Roja sueca, e incluso sugirió la posibilidad de rendirse al general norteamericano Dwight D. Eisenhower. Esto provocó la ira de Hitler, quien lo despojó de toda su autoridad.
Después de la derrota nazi intentó escapar de Alemania, pero fue capturado por soldados británicos. Se suicidó el 23 de mayo de 1945, antes de ser juzgado como criminal de guerra.

Zadoff, Efraim (Ed.), SHOA - Enciclopedia del Holocausto, Yad Vashem y E.D.Z. Nativ Ediciones, Jerusalen 2004. Basado en: Rozett, Robert & Shmuel Spector (Ed.), Encyclopedia of the Holocaust, Yad Vashem and Facts On File, Inc., Jerusalem Publishing House Ltd, 2000