El Holocausto

El comienzo de la Solución Final

El destino de los judíos de Rumania

Deportación de judíos a Transnistria a través del río Nistru (Dniester) - Volcineti, Rumania Deportación de judíos a Transnistria a través del río Nistru (Dniester) - Volcineti, Rumania
Pulse para ver más fotos

Rumania estuvo aliada durante la guerra con Alemania. Antes de la misma vivían en el país 757.000 judíos. El antisemitismo rumano se caracterizó por su virulencia y extremismo que se agudizaron en la época de entreguerras.

Durante el ataque alemán a la Unión Soviética en el verano de 1941 fueron masacrados alrededor de 15.000 judíos de la ciudad de Iasi por soldados, policías y civiles rumanos. El dictador Antonescu ordenó el asesinato de los judíos de Besarabia y Bucovina en Rumania septentrional. Las matanzas fueron llevadas a cabo por el ejército, la gendarmería y la población local con la colaboración del ejército alemán y miembros del Einsatzgruppe D. Los judíos sobrevivientes fueron deportados a la región de Transnistria, comprendida entre los ríos Dniéster y Bug, que Hitler había cedido a Rumania. Allí continuaron las matanzas, que junto a las privaciones, el frío y las enfermedades causaron la muerte de 150.000 judíos.

Posteriormente, cuando su gobierno comprendió que la guerra estaría perdida, y después de recibir advertencias inequívocas de parte de los Aliados, Rumania puso fin a las matanzas de judíos.

En total fueron asesinados en las zonas bajo dominio rumano alrededor de 400.000 judíos, incluidos los de Transnistria.