Sobre Yad Vashem

Yad Vashem - Autoridad para el Recuerdo de los Mártires y Héroes del Holocausto

Museo de Historia del Holocausto Museo de Historia del Holocausto

Yad Vashem, la Autoridad para el Recuerdo de los Mártires y Héroes del Holocausto fue establecida en el año 1953 por una ley del Parlamento Israelí.

Desde su inauguración se le ha confiado a Yad Vashem  la tarea de documentar y  conmemorar la historia del pueblo judío durante el Holocausto, preservar la memoria de cada una de las seis millones de víctimas e impartir el legado del Holocausto a las generaciones venideras por medio de sus archivos, biblioteca, museos, instituto de investigaciones, departamento de educación y a través del reconocimiento otorgado a los “justos de las naciones”.

Cada año Yad Vashem organiza y lleva a cabo eventos conmemorativos del Holocausto, incluyendo ceremonias de Estado y eventos culturales.

Estas ceremonias se llevan a cabo en el Día del Recuerdo del Holocausto en Yad Vashem y durante todo el año, y se han convertido en símbolos nacionales y en componentes importantes de la identidad de la sociedad israelí.

Yad Vashem es la organización central para la conmemoración del Holocausto y por esta razón  ha recibido reconocimiento mundial por sus esfuerzos y logros. En el año 2003, en su  50 aniversario, Yad Vashem fue galardonado con el Premio Israel en reconocimiento por su labor a través de los años: Una contribución única a la sociedad y al Estado por haber  “desarrollado  e incrementado sus funciones de modo que abarca los logros  fundamentales y espirituales del Pueblo Judío”, incluyendo  documentación, investigación  y educación sobre el Holocausto.

El Premio Israel es la condecoración más prestigiosa concedida por el Estado de Israel.

El 26 de mayo de 2007 Yad Vashem recibió el prestigioso Premio Príncipe de Asturias de la Concordia, de manos de S.A.R. D. Felipe de Borbón. El premio es concedido a aquella persona o personas, o institución cuya labor haya contribuido de forma ejemplar y relevante al entendimiento y a la convivencia en paz entre los hombres, a la lucha contra la injusticia, la pobreza, la enfermedad, la ignorancia o a la defensa de la libertad, o que haya abierto nuevos horizontes al conocimiento o se haya destacado, también de manera extraordinaria, en la conservación y protección del patrimonio de la Humanidad. El jurado decidió conceder el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia 2007 al Museo del Holocausto de Jerusalén – Yad Vashem -, por ser un “recuerdo vivo de una gran tragedia histórica, por su tenaz labor para promover, entre las actuales y futuras generaciones, y desde esa memoria, la superación del odio, del racismo y de la intolerancia”.
Para más información  pulse aquí.

Por más de 50 años, Yad Vashem  se ha basado en cuatro pilares principales: conmemoración, documentación, investigación y educación.